LOIZA- La tormenta tropical Dorian no aguó los deseos de turistas locales y extranjeros de acudir a la zona turística de Piñones para disfrutar de unas ricas frituras y agua de coco bien fría.

Sin embargo, otro era el panorama en la villa pesquera Herrera donde se observaron fuertes vientos y lluvia. En el lugar, este medio se topó con el pescador Luis Quiñones, residente del sector El Ceiba, quien brindó un panorama de lo que había observado durante el día.

“Ahora cambió todo el sistema. Ahora está para pasar cerca de la costa de Loíza. Estamos pendientes a ver qué sucede con esto, pero mi embarcación me la llevé para mi casa a ver qué se puede hacer con esto porque está demasiado. Ya empezó la ventolera”, expresó Quiñones.

Entregan escuela al municipio

Luego de múltiples reuniones, peticiones públicas y trabas burocráticas, la alcaldesa de Loíza, Julia Nazario Fuentes anunció anoche que recibió el visto bueno del Subcomité de Evaluación para el Traspaso de Escuelas en Desuso del Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP) para que el Municipio pueda disponer de la cerrada Escuela Carlos Escobar López, ubicada en la Urbanización Santiago.

Allí el Municipio establecerá el Centro de Seguridad y Emergencia, que albergará las facilidades de la Oficina Municipal de Manejo de Emergencias (OMME), cuyo edificio resultó seriamente dañado por el Huracán María. La estructura, de tres pisos y más de 50 salones, también será la sede de varias dependencias municipales, como la Oficina de Sevicios a la Comunidad, Policía Municipal y por supuesto el super refugio resiliente, ya que el 85% del territorio loiceño es inundable.

En dicha instalación ya existe un Centro de Servicios Integrados (CIS), donde opera una Junta de Inscripción Permanente (JIP), entre otras dependencias del gobierno estatal. En la carta recibida de parte de José Torres Aponte, del Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP), se especifica que la estructura se arrienda al Municipio de Loíza, como especifica el documento que la Alcaldesa entregó a la prensa.

Hoy en las inmediaciones de la escuela conversamos con la alcaldesa, quien estaba muy atenta a las inclemencias del tiempo y a las consecuencias que podría tener el paso de la tormenta por su municipio.

“Ha sido un trabajo en conjunto entre el municipio, los líderes comunitarios y algo que debo resaltar es que los jefes de agencia han estado en comunicación. Tengo que felicitar a la gobernadora. Ella me llamó hace dos horas, se rio conmigo porque tenemos finalmente la escuela. Así que estamos muy agradecidos de la gestión que hizo en el día de ayer para que nosotros tuviéramos un lugar seguro desde donde trabajar”, abundó.

Comunidades que se podrían afectar

“Nosotros tenemos la comunidad de Villa Santos. Sabemos que tenemos un daño que cuando se abren las compuertas se desborda y nos afecta a cuatro comunidades: Villa Santos, Miñi Miñi, Melilla y Toledo. Esas comunidades tenemos que estar muy al pendiente. Tenemos también también el área de los Vizcarrondos que es un área que está abajo, no tiene bombeo, no hay alcantarillas”, precisó Nazario Fuentes.

“Ahí pusimos una bomba gigante que adquirimos a unos $37,000 y esa bomba nos va a ayudar a sacar el agua y tirarla para una alcantarilla. También tenemos Villa Batata, que allí se hizo un proyecto hace años de muchas alcantarillas que no tienen salida. Así que toda esa agua se acumula y sale a la comunidad. Ahí también proveímos una bomba”, dijo.

En el caso de la comunidad Parcelas Suárez, que enfrenta un problema de erosión costera desde hace años, explicó que el problema es que el mar saliera por las marejadas. “Es poco lo que podemos hacer porque no tenemos ahí ni un rompe olas ni nada. Es solamente proteger la vida de las personas”, agregó.

Sin embargo, explicó que ya el Cuerpo de Ingenieros de Estados Unidos (Usace, por sus siglas en inglés) tiene un proyecto que comienza desde el área de la Pescadería y termina donde comienza el Paseo del Atlántico.

“Pusimos el grito en el cielo porque donde están las viviendas es al otro lado, pero ya estamos en comunicación con la comisionada residente, quien estuvo conmigo en el área y hay un compromiso de tocar puertas en el Congreso para conseguir la parte que nos falta”, agregó.